Tiendas online

Marketing, mercadeo o mercadotecnia: ¿Qué es y para qué sirve?

Marketing. Leemos o escuchamos de algunos que puede ser digital, o que se usa online, por otro lado nos hablan de uno tradicional u otro de contenidos; lo vemos combinado con palabras en inglés como inbound y outbound entre otras; pero ¿qué es el marketing?

No es nuestra intención profundizar a nivel técnico -que podríamos hacerlo- o dar una cátedra completa al respecto citando autores de prestigio en el área y con definiciones elaboradas por y para profesionales en el tema. Pero si nos gustaría explicarte de forma sencilla el concepto básico para comprender su utilización y por qué es una herramienta indispensable para nuestros negocios sin importar el tamaño que estos tengan.

Conocer los principios de la mercadotecnia nos ayudará a comprender de forma más fácil los conceptos arriba citados -los cuales detallaremos en otras entradas- y cuáles son sus usos y beneficios.

El marketing -palabra inglesa pero usada y entendida ampliamente a nivel mundial- o mercadotecnia, comprende el grupo de actividades desarrolladas con la finalidad de conocer las necesidades y deseos de los consumidores, transmitir la información para el desarrollo de productos y servicios que cumplan tales requerimientos y poder asignarles un precio; promoverlos de forma adecuada en los mercados y distribuirlos obteniendo un beneficio y con esto cumplir los objetivos planteados previamente por la empresa.

Este beneficio obtenido por la compañía también debe ser recibido por el consumidor en el intercambio, pues adquiere un producto o servicio que necesita o desea. Hablamos de estos dos términos de manera separada porque hay conceptos en el mercadeo de necesidad como salud, alimentación, higiene, etc., y otros de deseo como parques de diversiones, viajes de placer, entretenimiento en general entre otros; siendo estos conceptos divididos por algunos especialistas en el tema.

Otro aspecto importante y controversial, en el cual no vamos a ahondar, pues podrás conocerlo en otros de nuestros posts, es el de conocer los deseos de los clientes o crear los deseos para los consumidores. ¿Cómo podemos desear algo que no conocemos? En una ocasión Seteve Jobs dijo “Los consumidores no saben lo que quieren hasta que no se lo mostramos”.

Pero el Marketing, mercadeo o mercadotecnia se asocia en muchas oportunidades solo con promoción y ventas y no es así, por supuesto que la finalidad de su aplicación reside en buscar el éxito del negocio, y que éste puede ser traducido como ventas y dinero. Pero su utilización lleva a la reestructuración interna permanente; al análisis de la competencia, de sus fortalezas y debilidades; a la actualización constante en un mercado cambiante; esto entre otros muchos beneficios que facilitan llegar a obtener ese éxito anhelado.

Un ejemplo de esto podría ser el de una fábrica de finales del siglo antepasado, famosa por sus sillas para montar caballos. Producían con gran calidad y gozaban de prestigio pero no vieron venir el cambio y creyeron que el automóvil era solo para gente adinerada que lo usaría como juguete. ¡Eran los mejores! Claro que sí, pero quebraron. Con una buena estrategia de Marketing, mercadeo o mercadotecnia quizá serían hoy los fabricantes de tableros de automóviles.

O recientemente el caso de una de las compañías de tecnología más importantes del siglo XX que no previó el cambio a la era digital y quedó en bancarrota. (Ver historia Kodak).

No basta solo un buen producto o servicio, se necesita una estrategia seria que identifique el comportamiento del mercado y que nos permita ir en sintonía con nuestros clientes, que permita producir lo que desean y darle la promoción adecuada para que el negocio prospere.

El Marketing, mercadeo o mercadotecnia es indispensable para la promoción de productos y servicios, marcas, posicionamiento de empresas y la creación de clientes duraderos.

Como ves no es solo una opción, es cuestión de supervivencia.